Pasamos de «la información es poder» a «compartir es poder»

Por primera vez en la historia, las empresas tienen mucho más que OIR que DECIR. Gracias a internet nuestros clientes están hablando en las redes sociales, sobre nosotros o acerca de lo que demanda de empresas como la nuestra.

Poco a poco se habla de empoderar a los ciudadanos con la información que amasan las administraciones públicas para facilitar un uso libre y creativo de la misma que aporte valor. (Información metereológica, posicionamiento GPS de los autobuses urbanos, estadísticas, catastro, situación del tráfico, etc.)

¿Qué es el empoderamiento?.

En el sector de la enseñanza se habla de empoderar a los padres con información más exahustiva del aprendizaje de sus hijos, compartiendo los profesores con los padres la tarea de enseñar a sus hijos, intentando corregir las desviaciones antes de que lleguen las fatídicas notas trimestrales. Por otro lado se trata de cambiar la actitud de la autoridad para facilitar que el alumno asuma su propia educación tenga voluntad de ser y asuman el desarrollo de sus propias capacidades. No es un problema de tecnología sino un problema de actitud.

Nuestra labor como administradores de comunidades de propietarios, trata principalmente de velar por el buen funcionamiento de la zonas comunes, siendo tradicional una cierta distancia entre los propietarios individuales con la directiva formada por el Presidente, Secretario y Administrador. Está claro que las decisiones son tomadas por la ejecutiva en base a los mandatos de la asamblea. ¿Pero qué ocurriría si facilitáramos la participación y el diálogo constante entre los partícipes, con un mecanismo de validación de propuestas?.

De esta forma quizás sería menos necesario la realización de Juntas, tanto ordinarias como extraordinarias, porque el gobierno y la toma de decisiones se convierte en un acto evolutivo y continuamente informado, de manera que unos puedan participar y otros propietarios puedan ser simples espectadores. La tecnología lo permite.

Es cierto que la legislación va por detrás de los avances tecnológicos, pero ¿qué ocurriría si una comunidad pudiera funcionar como un grupo de amigos en facebook? Buscamos la CONFIANZA de nuestros clientes, para ello debemos ser COHERENTES y TRANSPARENTES en nuestros actos y servicios.

Estoy convencido que la tecnología permite otra forma de gestionar los edificios. Acercando la información de lo que está sucediendo a los propietarios, just in time, así como facilitando la interacción de los mismos en la toma de decisiones. Al final el Administrador de Fincas es un mero instrumento para el bienestar de la Comunidad, un profesional que mantiene viva la llama de a Comunidad, que al tener una mayor participación, es posible que viva más de cerca los problemas aportando en muchos casos las soluciones.

En mi opinión, existe un mismo objetivo de prestación de servicios en las entidades bancarias y los administradores de fincas para con sus clientes. Vemos como las primeras, siendo de partida mucho más grandes que nosotros con miles de oficinas, tienden hacia la concentración a pesar de los liderazgos locales, con el fin de reducir costes, concentrando recursos para dar un mejor servicios.

Por otro lado, nosotros los administradores de fincas, estamos muy atomizados, dependiendo de unos recursos limitados que de ninguna forma, salvo que estemos coordinados, podemos hacer frente por nosotros mismos a los enormes retos tecnológicos que supone la información online. Con grandes centros de datos que nos permita abaratar costes y dar nuevos servicios diferenciados.

Debemos ser nosotros mismos, los que tenemos que liderar el desarrollo de los nuevos servicios que demandan nuestros clientes, independientemente de lo que las empresas de software quieran vendernos, muchas veces entendiendo mal nuestras necesidades y no realizando mejoras y corrección de errores donde verdaderamente hacen falta.

Así como ocurre con las entidades bancarias, podríamos compartir estadísticas de nuestras actuaciones diarias, índices de morosidad, relación con nuestros proveedores de servicios a las comunidades y comparándolas con los resultados de otros despachos, poder sacar conclusiones de lo que funciona y lo que no.

Pero para poder evolucionar hacia este modelo, tenemos que tener centralizados todos nuestros datos y con un esfuerzo común poder prestar un servicio diferenciado de la posible competencia que puedan realizar los intrusos.

En la actualidad, lo importante no son las ideas, yo tengo un montón todos los días, sino la capacidad para llevarlas a la práctica y esto es mucho más fácil si lo hacemos juntos. La INNOVACIÓN entendidas como una ecuación donde intervienen: Unas IDEAS que hay que buscar que aporten VALOR y esto produzca un RESULTADO. (Alfons Cornellá) Repetir, pensar, desarrollar, probar y vuelta a pensar.

Para esto ya hablamos sobre OPEN INNOVATION (Innovación Abierta)Para ampliar información:

About Fran-Sevilla

Soy Administrador de Fincas Colegiado en Sevilla desde 1986. Mientras estaba trabajando en el negocio familiar seguí estudiando y me licencié en Derecho por la Universidad de Sevilla. No obstante desde los 15 años, en que me regalaron un Sinclair ZX Spectrum, que todavía conservo, la informática y la tecnología me cautivaron. Actualmente sigo ejerciendo como Administrador de Fincas, pero estoy muy interesado en el uso de toda nueva herramienta tecnológica que pueda ayudarme a prestar un MEJOR SERVICIO a mis clientes y tener una VENTAJA productiva en el desarrollo de mi trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.